Martes 18.09.2018

San Miguel de Tucuḿan

14º H 86%
SMTuc


09/09/2018

Tucumán

SUCEDIÓ EN YERBA BUENA

VIRAL: se fue sin pagarle al lavacoches porque había demorado mucho

Un usuario de Facebook compartió la experiencia de haber presenciado esta situación en el Open Plaza de avenida Perón y despertó la indignación, “la violencia que cada vez es mayor, esa es la verdadera grieta”, manifestó.
Ampliar (1 fotos)

Imagen extraída del Facebook: Pablo S. Scrocchi


Este sábado, Pablo S. Scrocchi, un usuario de Facebook escribió una publicación que ya cuenta con más de 3.700 reacciones y 2.600 compartidos. En ésta, relata una situación que le tocó presenciar y no pudo contener la desagradable sensación que le generó, por lo que decidió compartirla, se hizo viral y despertó la indignación de más de uno.

Según su relato, un hombre que manejaba un Chevrolet Cruze, luego de haberle pedido al joven que le limpiara el auto, se negó a pagarle aduciendo que se había demorado mucho y que le faltaban algunos detalles.

“Hoy me tocó instalar unos muebles en unas oficinas en la planta alta del Open en la presidente Perón, en un intervalo salí a fumar al balcón y vi al muchacho de la imagen lavando autos. La pierna lavaba los autos con 2 pulverizadores a gatillo de 1/2 litro cada uno, los que recargaba con el agua de un descartable de 3 litros y en otro balde tenía el agua con jabón y el trapo. Imagínate el laburo, a los pulverizadores los llenaba 3 veces con el agua del descartable por auto para enjuagar”, comienza el relato.

Y continúa, “a pesar de todo tenía un trato muy amable y se lavó una cuanta alta gama con un esmero tremendo dadas las condiciones precarias y el calor que hacía. Pero como nunca falta, apareció uno que le reclamó que se había demorado mucho y de yapa se puso a marcarle algunos detalles que se le habían pasado en el lavado, el muchacho humildemente le pedía disculpas y ofrecía repasarlo, pero el dueño del Chevrolet Cruze se negó (Con su esposa a la par) subieron y se fueron sin darle nada. El muchacho lo veía alejarse mientras hacía un gesto negativo con la cabeza, como no creyendo lo que pasaba. Me resultó tan claro, a pesar de que lo sabía y que hace años lo digo, pero esta situación explica la violencia que cada vez es mayor, esa es la verdadera grieta”. 




Recomienda esta nota: