Jueves 02.04.2020

San Miguel de Tucuḿan

18º H 95
SMTuc


26/02/2020

Tucumán

TIERRA DE NADIE

Un delincuente internado, se sacó el suero y se fugó del Hospital Padilla

Ampliar (1 fotos)

Imagen ilustrativa extraída de: pinterest.com

Una banda de delincuentes en motos, un policía de civil, tiroteos y un linchamiento tuvo lugar en Villa Alem durante el fin de semana de carnaval. Todo sucedió durante la siesta del sábado cuando seis delincuentes movilizados en varias motocicletas internaron asaltar un taller de rectificación de motores, ubicado en calles Magallanes y Congreso de la Capital.
En ese momento, uno de los vecinos advirtió la intención de los asaltantes y activó la alarma vecinal. Cuando todos salieron a la calle para impedir el robo, los asaltantes comenzaron a hacer disparos cuando uno de ellos, que resultó ser un menor de 15 años, era retenido por los vecinos y empleados del taller.
Un vecino del lugar quien tambien escuchó la alarma, y se encontraba de franco ya que se desempeña como policía, salió logicamente vestido de civil, sin chaleco y con su arma reglamentaria evitó que los incidentes continuaran. A esas alturas, los vecinos habían quemado la moto de uno de los malvivientes y el resto de la banda logró darse a la fuga del lugar.
 
Por otro lado y según la Secteraría de Estado de Comunicación, desde el Hospital Padilla habían informado que ese mismo día y minutos más tarde, ingresaron dos jóvenes de 18 y 19 años con heridas de arma de fuego. Estos contaron que los habían intentado asaltar y que ambos fueron baleados,  pero la policía tuvo sospechas firmes que formaban parte de la banda de asaltantes de Villa Alem.
Uno de ellos fue intervenido quirúrgicamente, mientras que el otro, al advertir que llegaban policías a la sala de internación, se sacó el suero y se escapó del hospital.
Finalmente, el propietario del taller, de 33 años, realizó la denuncia en la Comisaría 9 y el delincuente de 15 años atrapado por los vecinos fue entregado a sus padres y no se adptaron medidas privativas de libertad contra el. 

Una banda de delincuentes en motos, un policía de civil, tiroteos y un linchamiento tuvo lugar en Villa Alem durante el fin de semana de carnaval. Todo sucedió durante la siesta del sábado cuando seis delincuentes movilizados en varias motocicletas internaron asaltar un taller de rectificación de motores, ubicado en calles Magallanes y Congreso de la Capital.

En ese momento, uno de los vecinos advirtió la intención de los asaltantes y activó la alarma vecinal. Cuando todos salieron a la calle para impedir el robo, los asaltantes comenzaron a hacer disparos cuando uno de ellos, que resultó ser un menor de 15 años, era retenido por los vecinos y empleados del taller.

Un vecino del lugar quien tambien escuchó la alarma, y se encontraba de franco ya que se desempeña como policía, salió logicamente vestido de civil, sin chaleco y con su arma reglamentaria evitó que los incidentes continuaran. A esas alturas, los vecinos habían quemado la moto de uno de los malvivientes y el resto de la banda logró darse a la fuga del lugar.

Por otro lado, desde el Hospital Padilla habían informado que ese mismo día y minutos más tarde, ingresaron dos jóvenes de 18 y 19 años con heridas de arma de fuego. Estos contaron que los habían intentado asaltar y que ambos fueron baleados,  pero la policía tuvo sospechas firmes que formaban parte de la banda de asaltantes de Villa Alem.

Uno de ellos fue intervenido quirúrgicamente, mientras que el otro, al advertir que llegaban policías a la sala de internación, se sacó el suero y se escapó del hospital.

Finalmente, el propietario del taller, de 33 años, realizó la denuncia en la Comisaría 9 y el delincuente de 15 años atrapado por los vecinos fue entregado a sus padres y no se adptaron medidas privativas de libertad contra el. 

Recomienda esta nota:




Ranking