Sábado 07.12.2019

San Miguel de Tucuḿan

25º H 59
SMTuc


07/11/2019

Tucumán

INSEGURIDAD SIN LIMITES

Cuatro delincuentes se disfrazaron de policías y entraron a robar a un salón de fiestas. Uno murió

Ampliar (1 fotos)

Foto: Google Maps

Un violento robo tubo lugar en la localidad de Alderetes durante una fiesta que se realizaba en un salón de fiestas, durante la tarde del martes.
Allí llegaron cuatro delincuente disfrazados de policías en un auto marca Gold Trend color blanco. En la puerta del lugar se encontraba un hombre de 37 años trabajando de custodio , a quien dos de los sujetos redujeron y le quitaron una pistola calibre 9 mm. mientras que los otros dos ingresaron al local.
En el interior se encontraba la dueña, una mujer de 54 años quien logró esconderse en la habitación desde donde escuchó, según la Secretaría de Comuncación, dos disparos y que los malvivientes le exigían el dinero al custodio. Cuando salió, los asaltantes ya se habían ido. Constató que sólo le habían robado un teléfono celular que se estaba cargando en el salón. 
Finalmente los ladrones se dieron a la fuga realizando disparos.
Tras varias investigaciones, un grupo de efectivos encontró en avenida Soldati al 800, en la zona del Parque 9 de Julio, camperas del uniforme policial con manchas de sangre y un teléfono celular. Horas después, los investigadores detectaron que una de las camperas había sido robada la semana pasada en la casa de un policía, en El Chañarito.
Horas más tarde, dos sujetos llegaron al hospital Centro de Salud, uno de ellos con una herida de arma de fuego a la altura del abdómen y otras partes del cuerpo, aduciendo haber sido víctimas de un robo. 
Sin embargo se pudo establecer que ambos habían descendido en calles Marcos Paz y Balcarce del mismo automóvil en el que se movilizaron los asaltantes del salón de fiestas en Alderetes.
El joven falleció después del mediodía de ayer y se pudo establecer que se trataba de Walter Lescano, apodado “Kacuy”, de 25 años, quien tenía antecedentes por casos de escruches y robos a mano armada. Era uno de los cuatro hombres que fueron acusados de un robo ocurrido en la tarde del martes en un salón de fiestas ubicado en el barrio San Alberto, en la ciudad de Alderetes. 
Los investigadores de la División Homicidios y de la Dirección de Investigaciones de la Policía tratan de establecer el hecho.

Un violento robo tubo lugar en la localidad de Alderetes durante una fiesta que se realizaba en un salón de fiestas, durante la tarde del martes.

Hasta allí llegaron cuatro delincuente disfrazados de policías en un auto marca Gold Trend color blanco. En la puerta del lugar se encontraba un hombre de 37 años trabajando de custodio , a quien dos de los sujetos redujeron y le quitaron una pistola calibre 9 mm. mientras que los otros dos ingresaron al local.

En el interior se encontraba la dueña, una mujer de 54 años quien logró esconderse en la habitación desde donde escuchó, según la Secretaría de Comunicación, dos disparos y que los malvivientes le exigían el dinero al custodio. Cuando salió, los asaltantes ya se habían ido. Constató que sólo le habían robado un teléfono celular que se estaba cargando en el salón. Finalmente los ladrones se dieron a la fuga realizando disparos.

Tras varias investigaciones, un grupo de efectivos encontró en avenida Soldati al 800, en la zona del Parque 9 de Julio, camperas del uniforme policial con manchas de sangre y un teléfono celular. Horas después, los investigadores detectaron que una de las camperas había sido robada la semana pasada en la casa de un policía, en El Chañarito.

Horas más tarde, dos sujetos llegaron al hospital Centro de Salud, uno de ellos con una herida de arma de fuego a la altura del abdómen y otras partes del cuerpo, aduciendo haber sido víctimas de un robo. Sin embargo se pudo establecer que ambos habían descendido en calles Marcos Paz y Balcarce del mismo automóvil en el que se movilizaron los asaltantes del salón de fiestas en Alderetes.

El joven falleció después del mediodía de ayer y se pudo establecer que se trataba de Walter Lescano, apodado “Kacuy”, de 25 años, quien tenía antecedentes por casos de escruches y robos a mano armada. Era uno de los cuatro hombres que fueron acusados de un robo ocurrido en la tarde del martes en un salón de fiestas ubicado en el barrio San Alberto, en la ciudad de Alderetes. 

Los investigadores de la División Homicidios y de la Dirección de Investigaciones de la Policía tratan de establecer el hecho.

Recomienda esta nota:




Ranking